Reunión del Consejo de Pastoral con los miembros de los Grupos de Liturgia

Continuando con el plan de reuniones acordado al inicio del curso pastoral el miércoles 21 de noviembre se reunió el Consejo de Pastoral de la parroquia con los miembros de los grupos de liturgia.

En nuestra parroquia se celebran tres eucaristías los domingos y festivos: a las 9 de la mañana en la ermita de Jesús, a las 12 del mediodía en el templo de San Pedro (misa con niños) y a las 7 y media de la tarde en el templo de San Pedro. Para cada una de ellas hay varios grupos de personas que se encargan de su preparación.

Durante la reunión se expuso el modo de funcionamiento y organización de cada uno de estos grupos, sus problemas y necesidades y se reflexionó en común acerca de como celebrar cada día mejor los misterios de nuestra fe.


En la reunión también se hizo entrega del calendario de los grupos de liturgia para los grupos encargados de preparar la eucaristía de los domingos por la tarde. Puedes descargarlo pinchando en la imagen.

UN TRABAJO EN FAVOR DE TODOS, PARA TODOS Y POR TODOS

Consejo de Pastoral Parroquial

Es importante que la Comunidad Parroquial sepa y conozca cómo y de qué manera trabaja el Consejo de Pastoral Parroquial. Más aún, interesa que se sepa qué es un Consejo de Pastoral Parroquial, quiénes lo forman, qué representan, cómo son elegidos sus miembros y quienes lo presiden sin olvidar que, si en ocasiones no se hace alusión o referencia al trabajo del Consejo de Pastoral Parroquial, es porque por idiosincrasia guarda “secreto” de aquello que en él se habla. Pero indudablemente esta tarea ya se cubrirá pues a buen seguro, desde la administración de este servicio web se habrá pensando ya en ello.

Ahora bien pudiera tocar el tiempo y el momento de que se diera una pequeña información sobre lo que viene trabajando este equipo de personas que están coordinados y a su vez asesoran (aconsejan, de aquí lo de “consejo”) a los sacerdotes de nuestra parroquia ya que el pasado sábado día 13 de octubre, se aprobaba la ejecución de un plan de trabajo para el primer trimestre (con miras a ser prolongado en el año 2013) realmente duro y serio para ayudar a construir una sociedad comunitaria parroquial que de forma consciente esté basada y apoyada (que de hecho creemos firmemente que lo está) en el Evangelio, en el seguimiento de Cristo y en el sentimiento de ser parte de la Iglesia Universal y de la Iglesia Local (Mérida-Badajoz).

Desde el próximo miércoles día 24 de octubre, los miembros de dicho Consejo y como decimos con los sacerdotes a la cabeza (no existe sin ellos consejo de nada por que nada se tendría entonces “de qué ni a quién aconsejar”) se empezarán a reunir en la Casa de la Iglesia con todos y cada uno de los miembros que forman parte de las diferentes Campos de Pastoral de nuestra parroquia a saber: Cáritas, Equipos de Animación Litúrgica, Taller Misionero, Catequesis en sus diferentes niveles (Bautismal, Comunión, Post-Comunión, Confirmación, Madres, Adultos y Pre-Matrimoniales), Equipo de Ornamentación, Asociaciones y Grupos Parroquiales vinculados a la Piedad y Religiosidad Popular, Hermandades y Cofradías, Terciarias Franciscanas, Mantenimiento-Patrimonio y Economía, Visitadoras de Enfermos y Ministros de Comunión.

Como podrá observarse es ardua la tarea que le espera a este Consejo porque además de todo lo anterior, no puede parar en su habitual trabajo el cual corre en función a los Tiempos Litúrgicos y de manera especial en este año que estamos celebrando el Año de la Fe, los 50 Años de Cáritas y los 20 Años de Sínodo Pacense. Vendrá el Adviento y la Navidad con todas sus Celebraciones y actos paralelos como lo harán la Cuaresma y la Semana Santa y los momentos de encuentros importantes como Vigilias (de la Luz, Inmaculada y Pentecostés). Por tanto, es buen momento e inmejorable espacio este para que podamos rezar por nuestros sacerdotes parroquiales para que Dios les ilumine y ayude en la tarea esencial que es la de pastorear la comunidad y por los componentes del Consejo Pastoral Parroquial para que sepan estar en disposición y en constante apertura a la ayuda de sus Pastores en la antedicha tarea.

Somos sabedores y tenemos conciencia de cuál es nuestra tarea dentro de la Parroquia y que como bautizados formamos parte de la Iglesia y estamos llamados a ser sal en esta tierra especialmente en ésta que nos está viendo crecer como cristianos serios y responsables, donde vamos recibiendo por obra del Espíritu Santo los Sacramentos que nos hacen madurar y asentarnos en la Obra de Dios. Con el curso comenzado, con las ilusiones renovadas por la fuerza del Espíritu Santo nos ponemos en manos de Dios para que la mencionada construcción de una Parroquia de todos, sea también por y para todos.

WordPress theme: Kippis 1.15